domingo, 22 de enero de 2012

Madre e Hijo

Mirad como se juntaron. Ayer por la mañana me puse a preparar masa para rosco, bollos o lo que fuera. La dejé fermentando y a la hora de la merienda se me ocurrió, para variar, darle forma de trenza. Como tenía mucha masa hice también un rosco. Y mirad como se unieron y como crecieron. Una pasada! Casi se salen de la bandeja del horno. Os podeis imaginar la merendola que nos pegamos. Sacamos mermeladas, chocolate y mucho más....
Hoy Domingo, también nos ha alegrado el desayuno.
La receta podeis verla en "Roscón de Reyes" en este mismo blog, lo que cambia es la forma. Hay que hacer tres cilindros con la masa y luego ir entrelazándolos.

La madre y el hijo

Masa decorada antes de hornear

Masa fermentada

Masa sin fermentar


Buscar en este blog